Economía

Escrito por vigilantes 14-10-2009 en General. Comentarios (0)
El mercado de seguridad privada creció un 8,4% en 2008 y prevé un descenso del 4,5% para 2009

   MADRID, 13 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El mercado de seguridad privada cerró el ejercicio 2008 con un crecimiento del 8,4%, hasta situarse en 4.365 millones de euros, y prevé un descenso del 4,5% en la contratación para 2009 debido al deterioro de la construcción, el recorte de la inversión empresarial y la disminución del gasto, según el estudio 'Compañías de Seguridad' elaborado por DBK.

   Este sector experimentó el pasado año una moderada desaceleración en su ritmo de crecimiento, pasando del 12,6% registrado en 2007 al 8,4% de 2008, ejercicio que se vio afectado por los resultados correspondientes al último trimestre del año.

   Todos los segmentos de actividad moderaron sus tasas de crecimiento el año pasado, si bien el de sistemas volvió a destacar como el negocio con mayor fortaleza, al aumentar un 11,5%, alcanzando un valor de 892 millones de euros.

   El segmento de vigilancia registró el mayor peso específico en el conjunto del mercado, con un 64,3% en 2008, alcanzando alrededor de los 2.807 millones de euros. Esta cifra supuso un incremento del 8% respecto a la contabilizada en 2007.

   El negocio de explotación de centrales receptoras de alarmas (CRA) se vio perjudicado por la contracción de la edificación y el menor gasto de las familias, obteniendo un crecimiento del 7,2% respecto a 2007 y situándose en unos 341 millones de euros.

   El menor crecimiento correspondió al segmento de transporte de fondos, con sólo un 5,5%, situándose en una cifra de 325 millones de euros.

   El 31 de diciembre de 2008 se encontraban autorizadas por el Ministerio del Interior un total de 1.298 empresas, lo que supuso un crecimiento del 6,5% respecto a la cifra registrada en la misma fecha del año anterior, en el que la tasa de variación había sido del 4,9%.

CONCENTRACIÓN EN LAS GRANDES COMPAÑÍAS.

   Según el informe, la tendencia de concentración del mercado en pocas compañías de gran dimensión se acentúa. En el ejercicio 2008 los cinco primeros operadores -Grupo Prosegur, Securitas Seguridad, Securitas Direct, Eulen Seguridad y Grupo Segur Ibérica- concentraban de forma conjunta cerca del 54% del valor total del mercado, incluyendo todos los segmentos de actividad.

   Las previsiones para 2009 por segmentos establecen que el de sistemas será el único que registre una variación positiva, que podría cifrarse en menos del 2%, sustentado en la ampliación y sofisticación de los servicios y el desarrollo de ofertas integrales, robando cuota de mercado al segmento de vigilancia.

   El resto de los segmentos experimentarán un cambio de tendencia, destacando especialmente el descenso de en torno al 12% previsto para el negocio de explotación de centrales receptoras de alarmas, sobre el que está repercutiendo muy negativamente la contracción de la actividad constructora, tanto en edificación residencial como no residencial.

   En este escenario, cabe esperar que se acentúen los movimientos corporativos, fundamentalmente la adquisición de operadores más pequeños, tendentes a incrementar la dimensión empresarial y ganar cuota de mercado.